social climber

"yo queria ser Sandra Dee y acabe siendo Chachita"

martes, 4 de febrero de 2014

Una portada se gana, no se mendiga.




Corre fuerte el rumor (hasta este momento no confirmado o desmentido) de que Anna Wintour ha accedido a darle una portada de Vogue a Kim Garnachas.

Obviamente la reacciones no se han hecho esperar y se dividen entre quienes condenan la supuesta elección y quienes sienten que es una acertada decisión de negocios.

Y es que si bien algunas integrantes del clan Kardashian han aparecido en artículos de ediciones de Vogue alrededor del mundo está seria la portada "oficial" pues la misma Wintour la habría elegido. 




En cuanto a mi, gran fan de Kim Garnachas, esta aún no oficial decisión me deja haciéndome muchas preguntas.

Lo que más me intriga es saber como diantres Kayne West hizó para convencer a Anna Wintour?.

Nunca he entendido esa relación entre el rapero fashionista y la famosa editora, personalmente nunca he considerado ni interesante ni innovador el estilo de West y sus declaraciones e intentos por ser parte de los grandes de la industria me provocan risa, pero algo debe tener este chico de color elegante para que la Wintour le presté toda su atención.

Ahora bien, es muy sabido el deseo de Kim por ser "reconocida" por la gente importante del mundo de la moda y para muestra sus múltiples intentos de ser invitada a alguna de las galas del Met organizadas por Vogue.




Este deseo fue concedido en parte en cuando Anna permitió que Kim asistiera como acompañante de Kayne pero le demostró su desprecio al borrarla (literal) de las fotos publicadas en la nota que cubrió el evento para la revista.


Kim ha rogado, presionado, sobornado y amedrentado a cuanta persona ha podido para ser tomada en serio por los titanes de la industria pero siempre se ha topado con pared, se dice (yo lo digo) que el supuesto apoyo que tiene de Riccardo Tisci es solo una farsa montada  por Anna para hacerla lucir ridícula.

Entonces? Por qué cambiaría Anna Wintour de opinión?

Se dice que Kayne West montó un drama épico cuando Lena Dunham apareció en portada y le reclamo a Anna su negativa de darle una a Kim argumentando que las Kardashian cuentan con  legiones de fans que son un gran potencial de venta para la revista.

Pero, son las fans de Kim el target de Vogue?

Vogue fue lanzada el 17 de diciembre de 1892 y en sus casi 122 años ha sido considerada "la Biblia de la moda", todos los que son "alguien" han pasado por sus filas y ha logrado convertirse en un sinónimo de una elegancia y exclusividad cuya antítesis es Kim Kardashian.



Y es que por mucho que disfrute su reality me queda muy claro que si bien Kim es una empresaria inteligente que sabe muy bien como venderse, que es más rica de lo que yo seré en tres vidas y que tiene acceso a lo más caro de cualquier firma; ella no es ni elegante, ni fashion fordward, sus looks no son interesantes y lo más importante no aporta nada sustancial a la industria de la moda ni del entretenimiento, entonces: que le brindaría Kim a Vogue?.

Pudiera ser que el ejemplar se enfoque el fenómeno mediático que son las Kardashian y como ha cambiado el mecanismo para definir quienes son las nuevas líderes sociales y de opinión en esta sociedad "post-reality-show" pero eso sólo se sabria si esta hipotética edición llega a publicarse.

Ahora bien, las opiniones más fuertes recalcan que Vogue es una revista que quiere vender y que con Kim en portada lo haria y sobre todo generaría polémica. 

Pero... Vogue necesita vender? 

Según tengo entendido las ganancias de una edición impresa no provienen de sus lectores, no importa cuántas personas la compren: una revista gana dinero por sus anunciantes y no cualquiera se anuncia en Vogue. 



Habrá que ver que opinion tienen dichos anunciantes de la supuesta portada pues se trata de marcas internacionales que cuentan con planes de negocios específicos, que han invertido en investigaciones de mercado y que cuentan con un perfil muy específico  de quienes son sus clientes y de que tipo de imagen quieren dar a sus compradores, por ejemplo: LV ha aumentado sus precios para ser más exclusivos, Gucci estaba prácticamente en bancarrota debido al uso excesivo de licencias y desde que Tom Ford la levanto elevó sus estándares, A&F le pagaba al elenco de Jersey Shore para que no usarán su ropa por que no querían ser relacionados con ellos, Chanel nunca le presta nada a París Hilton y hasta la misma Anna le quitó una portada a Miley Cyrus por no ser la imagen con la que el público de Vogue se identifica; entonces por que dársela a Kim?.

"Trivializar una firma es perder valor en las acciones" 
                                                           Angel Vázquez 

Ninguna decisión es tomada al azar en este tipo de revistas y detrás de un ejemplar como Vogue USA (las de aquí ya sabemos de que pie cojean) hay horas y horas de arduo trabajo de mesa, si se decide poner en la tapa a una Kardashian será una elección fríamente sopesada.

Predecir que efectos tendría a largo plazo la elección de Kim como portada me parece lo más interesante, sin duda dejaría abierta una puerta; como cuando se usó por primera vez una actriz en lugar de una modelo, los parámetros para elegir quien es material de portada y quien no cambiarían para siempre y uno no sabría quien podría ser la próxima elegida. 



Sin embargo hasta el momento esto es un rumor, sólo el tiempo nos dará respuestas. 

*Actualizacion: parece que una portada Kardashian es mala para el negocio: 

http://radaronline.com/exclusives/2013/12/kardashians-curse-magazine-sales/ 


1 comentarios:

Anonymous NegrodeMarte ha dicho...

En la sobreexposición llevan la penitencia.
Cierto es que el clan K puede mover muchos más millones que Lena pero para su desgracia el dinero que generan y el que poseen no les puede dar clase ni estilo.

Kendall tiene lo suyo, pero la reputación de su familia la precede y eso puede y no, ser un arma de 2 filos.

Yo soy un simple mortal con cero autoridad para nada y conocimiento limitado, pero no veo por ningún lado que VOGUE se pueda beneficiar al poner a KK en portada; si su mayor "logro" fue entrometerse con el señor West, alguien totalmente falto de carisma, estilo y clase entonces no se puede esperar mucho de semejante situación.
¿Qué se supone que le va a aportar a quién? Ahora que cree ser toda una dama de sociedad puedo esperar casi lo que sea.

Vogue y compañía, es decir, anunciantes incluidos, saben de sobra que las Kardashian manejan marcas de alta categoría como si fueran productos de walmart ó target, que los poseen por montones y que los exhiben 24/7 no hay nada que puedan poseer que de verdad pueda lucir exclusivo aunque la naturaleza del producto sea justo esa, ser un producto exclusivo.
Quizá la realidad sea que quieren que los productos sean adquiridos ya por las masas, aunque tengan que hipotecar la casa en la que viven ó deban endeudarse por 50 años para pagar ese bolso ultra exclusivo.

No creo que la revista busque adentrarse en el mundo del morbo barato ó las luminarias pero si en algún momento decidieran que es un buen movimiento, quizá incluso diría que se han visto lentos y que el momento para esa portada debió ser hace 3 años, cuando ser una Kardashian podía no sólo ser el símbolo pop por excelencia sino incluso, en una forma inteligente, la pieza mágica que hizo voltear al mundo entero de cabeza.

Hoy por hoy yo no la compraría, con todo y que al igual que tú, me considero fiel seguidora. Ya veremos que acontece.
;)

4 de febrero de 2014, 1:48  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal

,,,,, Web Counter
Free Counter